Agricultura y alimentación ecológicas

Medidas de impacto

La superficie cultivada con criterios ecológicos por las explotaciones agrícolas financiadas por Triodos Bank podría producir alimento equivalente a algo más de 19 millones de comidas en 2013, es decir alimento suficiente para proporcionar una dieta sostenible a 17.670 personas durante el año (2012: 16.800).

Financiamos 29.771 hectáreas de superficie agrícola ecológica en toda Europa. Esto representa una superficie agrícola equivalente a un campo de fútbol por cada 10,4 clientes, produciendo cada uno de ellos alimentos suficientes para dar 383 comidas al año.

Metodología

Incluimos el 100% del impacto cuando cofinanciamos un proyecto, excepto cuando puedan distorsionarse los resultados. Si no fuera posible obtener el 100% de los datos necesarios, medimos al menos el 80% de los proyectos en cartera, obteniendo un dato promedio y extrapolando para el 20% restante.

Solo se incluyen las granjas terapéuticas cuando su principal actividad y fuente de ingresos sea la agricultura, siendo complementarias las actividades terapéuticas.

Se ha aplicado el método de la Huella Ecológica, desarrollado por la organización mundial WWF, para estimar el número total de personas que podrían ser alimentadas a partir de la superficie agrícola ecológica cultivada gracias a la financiación de Triodos Bank. Ese método constituye un enfoque teórico que muestra la vinculación entre las dietas ingeridas por las personas y la superficie agrícola necesaria para producir esos alimentos.

La Huella Ecológica (HE) es una medida de las hectáreas globales (gHa) asociadas a cualquier actividad económica que consuma recursos. WWF ha estimado la HE de muchos países como parte del proyecto Planeta Vivo de WWF (WWF Living Planet). Con respecto a la Unión Europea, se calcula que se necesitaría una media de 1,17 gHa de superficie de cultivo y 0,19 gHa de superficie de pasto para alimentar a cada persona durante un año a partir de la superficie agrícola, tanto en Europa como más allá. Existen estimaciones de HE para cada uno de los cinco países donde Triodos Bank financia el sector de la agricultura ecológica. Estos datos se han utilizado para calcular el número de personas que podrían alimentarse con tres comidas al día a partir de la superficie agrícola total cultivada de forma ecológica correspondiente a las explotaciones agrícolas financiadas por Triodos Bank en Europa.

Los datos de “impacto por cliente” utilizados a lo largo del informe anual están calculados en base a la media de depósitos por cliente en las cinco sucursales del banco. Esto se compara con la misma proporción del impacto total de Triodos Bank en cada sector concreto. A cierre de 2013 había 517.000 clientes en total. Un campo de fútbol equivale a una superficie de aproximadamente 0,6 hectáreas.

Nuestra visión y actividades

Préstamos al sector de la alimentación ecológica

Porcentaje de préstamos concedidos al sector de la alimentación y la agricultura ecológicas

  • 3,2% a la agricultura ecológica
  • 2,1% a las empresas de alimentación ecológica

Préstamos al sector de la alimentación ecológica por subsectores

Préstamos al sector de la agricultura ecológica por subsectores

% obtenido de los datos disponibles en la fecha de publicación

Nuestra visión de la alimentación y la agricultura ecológicas

Nuestra relación con el terreno y con la tierra exige una perspectiva sistémica.

No podemos permitirnos durante más tiempo mantener una visión del mundo que considera las superficies agrícolas como el punto de partida de un proceso de explotación sin límites. Por el contrario, la agricultura debe considerarse en el contexto de un ecosistema natural. Este ecosistema incluye nutrientes, agua, biodiversidad, bienestar animal y condiciones sociales.

El impacto de la agricultura

Necesitamos agricultores y ganaderos que puedan aplicar métodos de producción con criterios de conservación y reciclaje de los recursos naturales. Queremos contribuir a la creación de un sector agrícola vibrante y diverso con un mayor número de pequeñas explotaciones, conectadas más estrechamente con las comunidades y con los consumidores locales.

El respeto al bienestar animal constituye un aspecto fundamental de cómo interactuamos con el mundo que nos rodea y un principio básico de la agricultura ecológica.

La agricultura ecológica tiene un compromiso adquirido voluntariamente de salvaguarda y respeto de la naturaleza. En este sentido, establecer unos estándares de bienestar animal superiores a los de las explotaciones convencionales es uno de sus principales objetivos.

El respeto de los derechos de los animales proviene de la creencia de que los humanos tienen una responsabilidad como dominadores de las distintas especies existentes en este planeta. Además, existe evidencia científica de que los mayores estándares de bienestar animal en las explotaciones ecológicas implican también unos productos más saludables para los humanos (por ej., un menor uso de antibióticos). Unos elevados estándares de bienestar animal implican unos animales más sanos, así como beneficios positivos para las personas que pueden ingerir alimentos que no proceden del uso de hormonas artificiales o antibióticos.

Nuestras prioridades

Nos centramos en dar soporte financiero a aquellos agricultores que representan los beneficios de la aplicación de los principios de la agricultura ecológica y sostenible.

Igualmente, pretendemos estimular la creación de una mayor superficie agrícola sostenible financiando la conversión de tierras cultivadas de forma convencional en tierras cultivadas con enfoques ecológicos. También queremos promover el desarrollo saludable de un sector de la alimentación más amplio, a través de la financiación de productores de alimentos, distribuidores, minoristas y empresas de catering que demuestren su compromiso con el sector de la alimentación ecológica y que satisfagan la creciente demanda de alimentos ecológicos.

Nuestras actividades

La agricultura ecológica no utiliza fertilizantes artificiales ni pesticidas, reconoce la importancia de la biodiversidad e integra los estándares más exigentes en materia de bienestar animal.

Todos los préstamos concedidos por Triodos Bank en el sector agrario se han realizado a explotaciones con certificado ecológico, en conversión hacia modelos de producción ecológicos o que hubieran demostrado un compromiso inequívoco con estos principios y prácticas. Además, concedemos préstamos a minoristas, mayoristas, empresas de distribución y catering que suministran alimentos, bebidas y otros productos ecológicos. A través de los fondos gestionados por Triodos Investment Management, también invertimos en productores de alimentos que aplican criterios ecológicos y de comercio justo en los mercados emergentes.

 

Superficie dedicada a la agricultura ecológica (hectáreas) y porcentaje de la superficie agrícola total en Europa 2011

Fuente: FiBL

Triodos Bank financia un total de 29.771 hectáreas de superficie dedicada a la agricultura ecológica en toda Europa, es decir el equivalente a en torno el 60% de la superficie agrícola ecológica total de Holanda.

Caso de estudio

La “Hühnermobil®”– Innovación para ampliar el potencial de las granjas avícolas ecológicas

Un esfuerzo conjunto y una nueva forma de pensar

En nuestro caso, el préstamo concedido por Triodos Bank sirvió como catalizador de nuestro negocio. Triodos Bank creyó desde el principio en nuestra idea de negocio. Para garantizar el éxito, tenemos que ganar dinero, al igual que Triodos Bank. Nos tratamos con respecto y trabajamos juntos de forma constructiva. En lugar de ver al banco como un elemento ajeno a nosotros, consideramos que forma parte de nuestro trabajo

Iris Weiland, gestora de empresa

No obstante, debido a la creciente demanda de productos ecológicos, cada vez es mayor la necesidad de prestar atención a los estándares de bienestar animal. En la actualidad, asistimos con frecuencia a escándalos en este sentido que dañan la reputación de todo el sector. Esto implica la necesidad de realizar un esfuerzo conjunto de todos los grupos con intereses en los sectores ecológicos, ya que existe el riesgo de que la agricultura ecológica empiece a seguir los patrones de la agricultura convencional.

Por otro lado, la agricultura ecológica se ha enfrentado siempre a ciertos dilemas inherentes con respecto al bienestar animal, como por ejemplo en las explotaciones avícolas. Estos dilemas exigen nuevas ideas, así como el desarrollo de técnicas innovadoras.

Desarrollo de un concepto mejorado

En 1990, Iris Weiland, ingeniera agrónoma, y su exmarido Maximilian Weiland fundaron una explotación agrícola. Esta explotación, localizada en una ciudad alemana de Hesse, fue objeto de certificación de acuerdo con los estándares de Bioland, una asociación de productores ecológicos.

En 1992, la pareja empezó a criar gallinas ponedoras. En un breve período de tiempo, empezaron a constituir un grave problema las filtraciones y la contaminación producidas en el agua y en los terrenos colindantes a los corrales. Como los pollos tienen la necesidad natural de sentirse protegidos, las gallinas de corral concentran el 80% de sus actividades en una zona de 30 metros localizada alrededor de los corrales.

El suelo con excrementos tiene un efecto negativo en la salud de los animales, manifestándose en forma de infecciones así como de diarreas, lo que precisa medicación. La legislación de la UE relativa a las explotaciones ecológicas hace hincapié en que, en caso de prescribirse ciertas medicaciones, los huevos producidos no podrán comercializarse durante un período determinado de tiempo. Esto puede suponer importantes pérdidas para las explotaciones ecológicas.

Los Weilands encontraron la solución al problema de la contaminación del suelo: desplazando físicamente los corrales de forma periódica en función de las necesidades. De esta forma, las gallinas siempre disponían de una zona verde limpia donde ubicarse.

Pero en aquella época los corrales móviles disponibles en el mercado no eran adecuados para grandes parvadas ni podían moverse siguiendo ciclos semanales. En consecuencia, con la ayuda de asesores, los Weilands comenzaron la construcción de un corral móvil mejorado.

La principal característica de su concepto de construcción llamado la “Hühnermobil®” es un pavimento cerrado que permite la reubicación del corral en menos de 15 minutos. Como los Weilands no encontraron ninguna empresa que se lo fabricara, ellos mismos construyeron el primer prototipo en 2002 y lo desarrollaron posteriormente.

La “Hühnermobil®” permite a los ganaderos utilizar terrenos con árboles frutales así como terrenos cultivados o en barbecho con hierba para ubicar a las gallinas. Facilita el bienestar animal y debido a la cantidad de pienso ecológico consumido por las gallinas, tiene incluso efectos positivos en la calidad y en el sabor de los huevos.

Contribuimos a la expansión del negocio

Con la ayuda de un préstamo concedido por la sucursal alemana de Triodos Bank, la empresa pudo iniciar la producción en serie de los corrales móviles “Hühnermobil®” y acelerar la expansión del negocio. En la actualidad, ofrece tres modelos distintos de “Hühnermobil®” con unas capacidades diseñadas para entre 225 y 1.200 gallinas, y ha añadido recientemente a la gama un “Hähnchenmobil” para gallos jóvenes.

Durante los tres últimos años, el negocio de Iris Weiland ha crecido rápidamente. Tiene previsto fabricar 160 “Hühnermobil®” en 2014. Se han exportado varias unidades al Norte de Italia, Holanda, Suiza, Luxemburgo y Austria. Los clientes de la “Hühnermobil®” son principalmente explotaciones ecológicas, y solo la quinta parte corresponde a explotaciones convencionales.

Solución de un dilema importante de la agricultura ecológica

La concesión de un préstamo para catalizar esta expansión tiene un impacto que trasciende el de la mera financiación, ya que de esta forma permitimos la adquisición de las “Hühnermobil®” por otros criadores. La demanda de soluciones innovadoras para la cría de gallinas de corral ha crecido sustancialmente desde que la legislación de la UE prohibió las explotaciones avícolas en “batería”.

Los nuevos enfoques ecológicos de la cría de ganado pueden jugar un papel importante para combatir el problema creciente de la resistencia a los antibióticos, surgida como consecuencia de su uso indiscriminado. La gestión eficiente y eficaz desde una perspectiva de costes de esta clase de sistemas de granjas avícolas requiere la aplicación de nuevos enfoques innovadores.

Nuestro prestatario ha encontrado una solución a un dilema importante de la agricultura ecológica y ha aportado el potencial para generar un mayor impacto en el sector en el futuro.

Medio ambiente